¡Suscríbete a nuestro Newsletter de Soluciones Industriales y recibe contenido exclusivo!

Departamento de instrumentos reduce en un 40% sus tiempos de calibración de presión de control y logra un mayor aprovechamiento de la materia prima con el Fluke 729

 

control-procesos-caso-exito1.1-1

RETOS

Nuestro técnico observó que no solo la bomba automática ahorraría tiempo, sino que además resultaría más ergonómica al eliminar la necesidad de bombear la presión a mano. Esto podría reducir significativamente el desgaste de los técnicos sobre varias calibraciones. 

“Cuando revisamos los transductores de presión teníamos que bombear hasta 300 psi. Se llegaba a la presión requerida y el Fluke 729 activaba la bomba automáticamente hasta ese nivel. El Fluke 729 reduce la bomba manual y reduce el tiempo de calibración en aproximadamente un 40% ", añade el técnico.

DESCRIPCIÓN DE LA APLICACION

Se realizó la ejecución de una calibración de presión con una fuga pequeña. Para ejecutar una calibración de presión adecuada se requieren equipos y conectores confiables. 

Si la fuente de presión tiene fugas, es posible que tenga dificultades para mantener la presión estable en el punto de calibración durante el tiempo necesario para realizar una lectura confiable.

Cuando existen fugas pequeñas, es posible que se requiera que los técnicos afinen y ajusten constantemente la presión que se aplica desde una bomba, lo que dificulta el asentamiento del sistema. 

Cuando se alcance el punto de ajuste de presión deseado, se recomienda dejar que los sistemas se asienten durante algunos segundos o, incluso, minutos antes de ejecutar las pruebas a fin de que el resultado sea más preciso y consistente. 

EQUIPOS UTILIZADOS

El calibrador de presión automatizado Fluke 729 se diseñó pensando especialmente en los técnicos de procesos para ayudarles a simplificar el proceso de calibración de la presión. Además de proporcionar los resultados de las pruebas con mayor velocidad y precisión.
Los técnicos saben que calibrar la presión puede ser una tarea que requiere tiempo, pero el Fluke 729 lo hace más fácil que nunca con una bomba eléctrica interna que permite la generación y regulación de la presión automáticas en un paquete portátil resistente y fácil de usar.

CARACTERÍSTICAS

El Fluke 729, es el calibrador de presión portátil ideal, bombea automáticamente hasta el punto de ajuste con solo escribir la presión final deseada.

Luego se puede utilizar el control de ajuste interno para estabilizar automáticamente la presión en el valor solicitado.

Características

  • Generación y regulación de presión automatizada hasta los 300 psi / 20 bar = 21 bar.

  • Documentar fácilmente el proceso con las plantillas de prueba incorporadas.

  • Ajuste de presión interno automatizado.

  • Medir, originar y simular señales de 4 a 20 mA.

BENEFICIOS OBTENIDOS

  • Reducción del tiempo de calibración en un 40%.

  • Aumento de la precisión.

  • Evitar el esfuerzo de usar una bomba manual.


Solicita más información de esta solución